Daniel Calcagni

El creador.

Se le había ocurrido inventar un sistema totalmente autónomo, uno que pudiera captar imágenes en colores y procesarlas instantáneamente en tres dimensiones, resolver perspectivas, calcular profundidades, se adaptara perfectamente a distintos niveles de luminosidad, ya sea ante el brillo del sol o en la penumbra, que captara sonidos y pueda discriminarlos selectivamente para procesar sus contenidos, que pudiera recibir aromas y que no solo los memorizara sino que también pudiera diferenciarlos y hasta cancelarlos, que pudiera sentir a través de su recubrimiento exterior la temperatura, la humedad, radiaciones, porosidad, rugosidad, texturas y hasta pueda reconstituirse, que tuviera la capacidad de obtener estímulos o sabores a través de receptores gustativos, la capacidad de emitir sonidos de tal forma que le permitiera interactuar con otros sistemas similares para comunicarse y poder llegar a logros mucho más trascendentales que los individuales, que pudiera valerse por si mismo de los alimentos necesarios para su subsistencia y que por múltiples y sofisticados procesos internos elabore todas las sustancias vitales para su funcionamiento y subsistencia, que tuviera inmensos deseos de reproducirse y como si todo esto fuera poco, también pudiera crear, pensar, memorizar, imaginar, llorar, reír, gritar, odiar, perdonar, estudiar, crecer, emocionarse, equivocarse, sufrir, amar, sentir… y saberse en todo momento único y mortal.

Y Dios creó al hombre…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: